Implante de prótesis de pene precoz vs tardío en el tratamiento quirúrgico del priapsimo
L. Pujol; J. Torremadé; C. Ferreiro; R. Cocera; LL. Riera; F. Vigués
Hospital Universitari de Bellvitge
LXXXII Congreso nacional de Urología, Sevilla, 2017
Visto 317 veces.

Introducción

La colocación de una prótesis de pene (PP) después del priapismo es siempre un reto. La implantación tardía conlleva siempre una dilatación compleja los cuerpos cavernosos (CC) y suele ir asociada al acortamiento del pene así como a una mayor tasa de complicaciones.

En 2002, Dr. Ralph propuso la implantación precoz y desde entonces muchos grupos han optado por este abordaje dado que es más sencillo técnicamente y asocia menos complicaciones.

Material y métodos

Comparamos la técnica quirúrgica en ambos escenarios clínicos.

El primer paciente es un varón de 43 años con priapismo isquémico de 6 días de evolución. Se realizó lavado de los CC e inyección de fenilefrina sin mejoría clínica. Se realizó una biopsia del cuerpo cavernoso que evidenció necrosis extensa y se programó para implante precoz a los 14 días del inicio del priapismo.

El segundo paciente es un varón de 58 años con un priapismo isquémico de 24 horas de evolución. Fue tratado inicialmente mediante shunt distal con posterior recidiva realizándose shunt proximal a las 48h con resolución del cuadro clínico. En posteriores controles el paciente desarrolló disfunción eréctil grave refractaria al tratamiento con IPDE-5 y drogas vasoactivas por lo que se implantó una PP a los 10 meses del inicio del priapismo.

Resultados

En el primer caso el procedimiento fue similar a un caso virgen. Después de la implantación de la PP, corregimos una mínima curvatura lateral mediante modeling.

En el segundo caso, fue necesario realizar deglobing y transposición escrotal para permitir un mejor control de los CC y uretra. Realizamos las corporotomías más distales para facilitar una dilatación más segura del los CC. Nos ayudamos de los cavernotomos de Roselló para progresar en el tejido fibroso intracavernoso y se implantó posteriormente la PP corrigiendo con modeling una curvatura dorsal de 30º sin incidencias.

Conclusiones

En casos seleccionados, la implantación precoz de una PP en pacientes con priapismo simplifica la técnica. La implantación tardía es técnicamente más exigente y suele requerir maniobras accesorias.

Copie y pegue este código en su blog o página web:

<video autoplay controls='controls' width='720' height='408'><source src='https://df72skwsnf5vs.cloudfront.net/VIDEOTECA/2017/mp4/V-1014.m4v' type='video/mp4'><source src='https://df72skwsnf5vs.cloudfront.net/VIDEOTECA/2017/webm/V-1014.webm' type='video/webm'></video>