ONFALECTOMÍA MÁS CISTECTOMÍA PARCIAL LAPAROSCÓPICA POR ADENOCARCINOMA DE URACO
Cabral Fernández, A.V; González Álvarez, R.J; Cereijo Tejedor, D.; Plata Bello, A.C.; García Álvarez, C.; Navarro Galmés, M.A; Fernández Cranz, N.; Concepción Masip, T.
HOSPITAL UNIVERSITARIO DE CANARIAS
XXIX Reunión Nacional de los Grupos de Litiasis, Endourología, Laparoscópica y Robótica, Palma de Mallorca, 2019
Visto 7 veces.

INTRODUCCIÓN: El uraco es un  remanente fibroso embrionario de la alantoides que ancla la vejiga a la pared abdominal anterior. La patología maligna del mismo es muy poco frecuente aunque predominante en hombres entre 50 y 60 años.  En su mayoría corresponden histológicamente con adenocarcinomas que se presentan con hematuria, disuria o masa suprapúbica.

 

MATERIAL Y MÉTODOS: Paciente varón de 36 años remitido a Urología por hematuria con imagen ecográfica sólido-quística que impronta en cúpula vesical. En TAC  sugiere patología maligna en íntimo contacto con la cúpula vesical, también se evidencia enfermedad oligometastásica ósea confirmada mediante gammagrafía ósea.  En cistoscopia mala visualización dada hematuria, sin embargo, se evidencia masa que infiltra mucosa vesical cúpula vesical. Se realiza RTU de vejiga con resultado histológico de adenocarcinoma invasivo mucosecretor pobremente diferenciado con componente de células en anillo de sello que infiltra pared vesical (estadío IIIa de Sheldon). Se comenta caso en comité uro-oncológico y se recomienda intervención excerésis quirúrgica más quioterapia adyuvante. Presentamos en este vídeo la técnica realizada.

 

 

RESULTADOS: Se realiza onfalectomía más cistectomía parcial más linfadenectomía iliobturatriz laparoscópica. Con resultado histológico cistoadenocarcinoma mucinoso tipo intestinal de uraco de 11,2x9x7cm moderadamente diferenciado en estadío IIIa de escala de Sheldon, respetando los márgenes quirúrgicos de serosa  vesical, la superficie del uraco y el ombligo. Bordes libres de mucosa vesical. No adenopatías patológicas. El paciente evoluciona favorablemente y es dado de alta tras 5 días de intervención quirúrgica. Actualmente recibe tratamiento quimioterápico en nuestro centro.

 

CONCLUSIÓN: El adenocarcinoma de uraco metastásico es una patológica poco frecuente pero en la que el urólogo tiene un papel fundamental. La exceresis (incluyendo el ombligo) es una parte fundamental del tratamiento incluso en enfermedad oligometastásica. La conservación vesical y el abordaje laparoscópico aportan al paciente una mejor calidad de vida y todas las ventajas de una técnica menos invasiva. 

Copie y pegue este código en su blog o página web:

<video autoplay controls='controls' width='720' height='408'><source src='https://df72skwsnf5vs.cloudfront.net/VIDEOTECA/lel2019/mp4/V-42.m4v' type='video/mp4'><source src='https://df72skwsnf5vs.cloudfront.net/VIDEOTECA/lel2019/webm/V-42.webm' type='video/webm'></video>