Nefrectomía parcial robótica por retroperitoneoscopia
Pellegrinelli, F.; Salinas Duffo, D.; Villegas Piguave, D.A.; Tarragón Gabarró, S.; Castañeda Argaiz, R.; Asiaín Iraeta, I.; Martínez, D.; Martos Calvo, R.; López Martínez, J.M.; Gasa Galmes, B.; Castro Sáder, L.; Juaneda Castell, B.; Juaneda Castell, B.; Bellido Petti, J.A; Vicente Palacio, E.; Peña Gonzalez, J.A.
Uros Associats, Clínica Sagrada Familia, Barcelona
LXXXIV Congreso Nacional de Urología, 2019
Visto 2 veces.

INTRODUCCIÓN

La guías europeas recomiendan realizar la nefrectomía parcial en tumores renales pT1. La nefrectomía parcial robótica ha demostrado el mismo resultado oncológico que la técnica laparoscópica. Algunas series reportan una reducción de la estancia hospitalaria, del número de transfusiones, de reconversión a cirugía abierta y de tiempo de isquemia a favor de la técnica robótica. En centros con experiencia, la nefrectomía parcial robótica por retroperitoneoscopia puede presentar los mismos resultados oncológicos con reducción del íleo, del sangrado, de la estancia hospitalaria y menor tiempo operatorio debido a su acceso directo al pedículo vascular.

CASO CLÍNICO

Presentamos el caso de un paciente de 56 años diagnosticado de forma incidental de tumor renal derecho de 30 mm localizado en la valva posterior. Se realizó una nefrectomía parcial robótica por retroperitoneoscopia. 

Con el paciente en decúbito lateral izquierdo, se realizó una incisión de 15 mm, 2 cm por encima de la cresta ilíaca derecha a través de la cual se creó una cavidad retroperitoneal mediante un balón de Gaur. El puerto para el brazo robótico derecho se colocó 3 cm por debajo del ángulo entre la 12ª costilla y el músculo paravertebral; el puerto para el brazo robótico izquierdo se colocó en la línea subcostal lo más anterior posible sin entrar en el peritoneo. El trócar del ayudante fue colocado 7 cm por debajo del trócar del brazo izquierdo. Previa colocación de tourniquet sin clampar, se identificó el tumor renal. Se realizó tumorectomía con clampaje a demanda. Se realizó una sutura intraparnquimatosa con V lock 3.0. El tiempo quirúrgico fue 180 minutos, el tiempo de isquemia de 26 minutos. No hubo complicaciones post-operatorias. El paciente fue dado de alta el tercer día post-operatorio. La anatomía patológica mostró un carcinoma de células renales pT1a con márgenes libres.

 

CONCLUSIÓN

En centros con experiencia,  la nefrectomía parcial robótica por  retroperitoneoscopia es factible y segura. Esta técnica permite obtener los mismos resultados oncológicos que la vía transperitoneal, evitando la entrada en el peritoneo y permitiendo un acceso directo al hilio renal.

Copie y pegue este código en su blog o página web:

<video autoplay controls='controls' width='720' height='408'><source src='https://df72skwsnf5vs.cloudfront.net/VIDEOTECA/cnu2019/mp4/V-88.m4v' type='video/mp4'><source src='https://df72skwsnf5vs.cloudfront.net/VIDEOTECA/cnu2019/webm/V-88.webm' type='video/webm'></video>